La Iglesia Frente A La Inmoralidad Sexual – Análisis y Perspectiva Pastoral Parte 1: Un Problema Ignorado


Generalmente en las Iglesias Cristianas, los problemas de inmoralidad sexual se tratan cuando se descubren. En todos estos años he podido notar que muy poca gente es la que confiesa su falta. Problemas de fornicación y adulterio son los más frecuentes. El común denominador es que la mayoría de estas situaciones de inmoralidad sexual son descubiertas luego de mucho tiempo de haber comenzado. En el mundo secular se usan dos palabras para referirse al mantenimiento de equipos y aparatos electrónicos. Se habla de mantenimiento correctivo y preventivo. El correctivo es el que se hace cuando el daño se presenta y el preventivo el que se programa con anticipación y cada cierto tiempo a fin de asegurar el buen funcionamiento de los equipos y evitar daños posteriores. Teniendo el cuenta cómo ha ido cambiando el mundo y que cada día la presión que reciben los cristianos sean hombres o mujeres es mayor, la Iglesia con el fin de educar y fortalecer a sus miembros frente a este tipo de presiones e inclusive ayudarles a crecer espiritualmente a fin de que puedan hacer frente a tentaciones que a diario se presentan, debería diseñar programas orientados principalmente por grupos homogéneos (Hombres y mujeres por separado) y algunas heterogéneos, para que en ellas se traten de manera libre estos temas. Lo anterior servirá para que el miembro de Iglesia se sienta respaldado y rodeado por sus hermanos aun cuando no reconozca públicamente que está siendo tentado. Hay algo que tenemos que entender algunos y es que no hay cristiano con capa, no hay cristiano superhéroe, no hay un cristiano superman o batman resistente e inmune a la tentación y al pecado, que pueda catalogarse como superior a los demás y se abrogue el derecho de juzgar. Todos estamos expuestos y la Iglesia debe propiciar espacios en donde los creyentes se sientan rodeados y cuidados por sus demás hermanos. Últimamente al leer algunos libros, artículos y encuestas, he sido más consciente de la realidad del problema. Hoy, existen miles de cristianos con algún tipo de inmoralidad sexual. Adictos al sexo, a la pornografía, a la masturbación, al sexo pago, unos en fornicación, otros en adulterio (Muchos a veces con las esposas o esposos de algún hermano de la Iglesia) y frente a eso solo aplicamos la corrección. Mi propuesta, es que se trate esta problemática de manera preventiva. Propongo hacer tertulias de hombres, de mujeres, en donde se hable abiertamente de estos temas. Que las personas que se escojan para liderar estos programas y participar como moderadores sean idóneas y maduras, Que estos programas vayan acompañados de mucha oración y se oriente a los distintos grupos a consagrarse más al Señor. En fin, que propiciemos los espacios para que los hermanos hablen y expresen sin temor a ser juzgados o señalados lo que han vivido y experimentado. Que si han cometido alguna falta, puedan compartir su experiencia, que se pueda orar por cada uno, que se pueda proteger la Iglesia. No podemos negar la realidad. Hay una problemática, no podemos ignorarla. La Iglesia y su liderazgo deben madurar y aprender a tratar ciertas temáticas y problemas con temple, amor, misericordia y sabiduría. Generemos los espacios. El camino hacia la eternidad es uno solo y todos vamos por él, si alguno cae, tropieza, resbala o queda herido, ayudemos a que se levante, nunca a que se termine de caer, se salga del camino o se muera para la fe. Cualquier día uno de nosotros puede necesitar una mano que lo sostenga. Alguien dijo: “La Iglesia es el único ejercito que mata a sus heridos”, debido a la actitud de señalar y juzgar a quien cometía algún pecado. Ese concepto debe cambiarse. Ayudemos, unámonos, fortalezcámonos en la fe, caminemos juntos en amor. Sigamos el ejemplo del Buen Pastor: Jesús. Hace un tiempo y pensando en generar la inquietud de las tertulias y las reuniones, escribí una serie que pueden encontrar en el blog y se llama: El Adulterio según el libro de proverbios. En los próximos días la segunda parte.

A continuación los enlaces de la serie mencionada.

http://bereanocomprueba.blogspot.com/2009/10/el-adulterio-segun-proverbios-parte-1.html

http://bereanocomprueba.blogspot.com/2009/10/el-adulterio-segun-proverbios-parte-2.html

http://bereanocomprueba.blogspot.com/2009/10/el-adulterio-segun-proverbios-parte-3.html

http://bereanocomprueba.blogspot.com/2009/10/el-adulterio-segun-proverbios-parte-4.html

http://bereanocomprueba.blogspot.com/2009/10/el-adulterio-segun-proverbios-parte-5.html

http://bereanocomprueba.blogspot.com/2009/10/el-adulterio-segun-proverbios-6-parte.html

Dios les bendiga

Acerca de bereano20

Por mas de 23 años he estudiado las Escrituras. Quiero animarles a meterse en las profundidades de la Palabra de Dios. I have gone into the writings for over 23 years. I want to encourage them to get involved in the depths of the Word Of God.
Esta entrada fue publicada en Uncategorized. Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s