LOS ANHELOS DIVINOS TEME, PARA QUE TE VAYA BIEN Deuteronomio 5: 29-33 Por Pastor Joaquín Madera


INTRODUCCION: ¿Quiénes de los que están aquí son padres?, Se que cada uno de ustedes tiene sueños y buenos proyectos para sus hijos. Ningún padre normal o sensato le gustaría que su hijo fracasara. Por el contrario hacemos todo lo que esté a nuestro alcance para que les vaya bien.

Así es el Señor, es el mejor padre del mundo y él quiere lo mejor para nosotros. Solo que aparte de ofrecer y dar bienestar hace demandas enfocadas a mantener el disfrute de lo que nos ofrece.

En esta conferencia vamos a ver en qué consiste los anhelos divinos, sus demandas y sus provisiones para que nos vaya bien.

1. OYE PARA QUE TEMAS Vr.29

Que la gente lo escuche para que aprenda a temerlo.

Dios quiere que le escuchemos “Oye, escucha, inclina tu oído, está atento”, son términos recurrentes en este libro.

El propósito de escuchar a Dios, es que aprendamos su temor ¿Cuánta falta hace hoy día esto?

– El temor a él debe ser igual o mejor al tema de morir. Vr.25 El pueblo le pidió a Moisés no seguir escuchando a Dios, por temor a morir.

– Debe ser tan igual – a lo que tememos al qué dirán.

El temor es fundamental – para poderse relacionar adecuadamente con Dios. Hoy si vive un evangelio ligth – ligero – acomodado.

Han confundido gracia con – con licencia para prevaricar y pecar.

Dios quiere un pueblo que le tema para que le vaya bien.

– Hay gente que deja de temer a Dios y hecha una mentira para cerrar un negocio.

Ej. La madre ¡que decidió alterar la edad de su hijo! Testimonio de la doctora Liliana.

Debemos cuidar nuestro temor a Dios – como cuidamos nuestra imagen o apariencia externa. Ej. De la joven en el estudio fotográfico.

Ver contexto del pasaje.

Ej. Prácticos de temer a Dios: basado en los 10 mandamientos Deut.5: 7- 21

a. Que nadie ocupe su lugar en el corazón 7- 15

b. No hacer daño al prójimo.

o Padres – honrarlos

o Esposa – serle fiel

o No robar – servicios públicos – tv cable, ect. El principio de no tomar nada que no me pertenece. Ej. Orientaciones del taller sobre minas antipersonal. Cuanto problema nos evitaría asumir este principio. El señor que se encontró el mercado y lo levantó.

o No hablar mal de nadie – salmos 34: 12 – 13

“principio: no hables mal de nadie a sus espaldas – si lo haces hazlo frente a él – dale lugar para que se defienda”

Así que temamos a Dios – absteniéndonos de estas cosas y evitándolas como evitamos morir – o a que nos critiquen por mala presentación.

Dios quiere que aprendas a temerle para bendecirte.

2. OYE PARA QUE TE VAYA BIEN

– Lo vemos desde la creación- nunca ha querido que al hombre la vaya mal

– Dios da provisiones a sus hijos y a los hombres.

– Prometió una tierra que fluye leche y miel- dos elementos que son prototipos de gozo y satisfacción.

En la escritura no se encuentra que Dios quiere el mal para su pueblo, sino el bien

Josué 1:8

Salmos 1: 1-4

3ª. Juan 1:2

Pero si ustedes notan todo el bienestar está asociado con su ley o palabra.

Es un anhelo del hombre.

¿Quiénes de los que están aquí les gustaría vivir mal?

Por instinto queremos estar bien

Nadie quiere fracasar

Si Dios quiere mí bien, yo lo quiero ¿Por qué a algunos cristianos no les va bien? Diga, porque no estoy oyendo a Dios por su palabra y por qué no le estoy temiendo.

3. QUE SEAN DE LARGA VIDA 5:33

En los planes de Dios también cuenta la larga vida.

Siempre habla “que veas a los hijos de tus hijos” Deut.6:2

El salmos 128 es un ejemplo del querer de Dios

Abraham, Isaac y Jacob – vivieron largos años y vieron el favor del Señor.

¿A quién que le esté yendo bien le gustaría que la vida se le acabara?, pero hay otros que por no irles bien se la quitan.

Existen dos maneras de tener larga vida

a. Una física, que es tener longevidad, largos años.

Pero aquí la idea no es vivir por vivir, como lo hizo Matusalen.

b. Una intangible y trascendente.

Donde tú marcas a tus futuras generaciones, pasas por la vida dejando huella. No dejes que la vida pase por ti.

Tú puedes afectar positivamente a tus hijos, nietos y biznietos si te lo propones.

Tienes la oportunidad de que tu vida se prolongue por muchos años. Tienes la opción que hablen bien de ti por muchos años. Ej. De David, el rey.

1. LAS PROVISIONES DEL BIENESTAR 6:1

Noten que el texto habla de estatutos y decretos (Palabra) y alguien que los enseñase (Moisés), un buen predicador.

Dios les dio dos cosas a Israel para que les fuera bien: La ley (la palabra de Dios) y un buen predicador (Moisés)

a. La palabra: Deuteronomio 4: 6-8

– Nos hace inteligentes y sabios Ej. De Gregorio, Juan, mis padres

– Los extraños lo reconocen – “Pueblo sabio y entendido es este”. Lo que dicen los Salgados de mi

– Nos hace únicos Vr.7 “Que nación, pueblo hay que tenga estatutos tan claros y un Dios que esté tan cerca de ellos”

– La gente allá fuera sabe que somos un pueblo especial, que Dios nos escucha, el problema es que a veces nosotros no lo creemos y por eso dejamos de disfrutar su provisión.

– La ley no fue dada a Israel para obtener la tierra prometida, sino para que les fuera bien en ella.

– El problema de un cristiano empieza cuando deja de oír la voz de Dios.

– Dios te puede dar abundancia, pero si dejas de oír a Dios, la tierra fértil se te vuelva árida, la abundancia en escases.

– La voz de Dios es lo que le da norte y sentido a la vida.

b. Un predicador: 4:1 y 6:1

“Ahora pues, Israel escucha los estatutos y decretos que yo os enseño para que los ejecutéis” “Dios me ha mandado que se los enseñe”

Así que Moisés se dio a su tarea como Dios le mandó.

Hizo lo que técnicamente hoy se llama una buena hermenéutica. Vr.2

Ø Sin añadirle

Ø Sin quitarle

Decir lo que Dios dice, no lo que él quería decir, ni lo que el pueblo le gustaría escuchar. El pueblo quería regresarse a Egipto.

Un buen predicador nunca debe caer en la tentación de editar la palabra, para entretener al pueblo.

Nuestra responsabilidad aquí es decirle que nos irá bien, pero si guardamos la palabra. Pues suena bonito hablarles de bienestar, pero ¿qué del compromiso?

Así que el buen predicador no se caracteriza por su elocuencia, sino por su compromiso con la palabra.

Jer.23 es un buen referente para identificar a los buenos de los malos predicadores. Veamos.

Los malos

No les gusta estar en el secreto de Dios 23:18 y 22 ¿Quién ha estado en mi secreto? Oh si ellos hubiesen estado en mi secreto habrían hecho oír mis palabras al pueblo y lo habría apartado de sus malos caminos”

Hablan la imaginación de su corazón. 23:26-27

La consecuencia es que hacen apartar al pueblo de Dios.

Hurtan las palabras los unos de los otros 23:30

Los buenos

Les gusta estar en el secreto de Dios.

Predican la palabra con fidelidad 23:18 y 28

Cuando la palabra se predica con fidelidad, es como fuego que quema las basuras e impurezas de nuestro corazón o como martillo que quiera las durezas del alma

APLICACIÓN

Es un reto para nosotros predicar hoy la palabra de Dios- no lo que a la gente le gustaría escuchar.

Hoy los predicadores se han acomodado a predicar mensajes editados, donde no comprometen a la gente con Dios, le dicen a la gente lo que quieren escuchar, es lo que se ha llamado el evangelio liviano o el supermercado religioso.

– Otros sacan provecho de las predicaciones y manipulan a la congregación.

CONCLUSIÓN

¿A cuántos de los que están aquí quiere que les vaya bien y ser de larga vida?

Escuche al Señor por su palabra y aprenda a temerlo.

Guarde esa palabra viviéndola en el día a día y verá los resultados.

Vívala en forma práctica. Nunca tome lo que no es suyo, no hable mal de nadie a sus espaldas, sea fiel a su pareja, honre a su padre y su madre.

Somos un pueblo especial. Disfrutemos de lo que Dios nos ha provisto. Amen.

Acerca de bereano20

Por mas de 23 años he estudiado las Escrituras. Quiero animarles a meterse en las profundidades de la Palabra de Dios. I have gone into the writings for over 23 years. I want to encourage them to get involved in the depths of the Word Of God.
Esta entrada fue publicada en Uncategorized. Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s